Foto: Cortesía PharmaCielo

 

Una planta estigmatizada a lo largo de una larga historia se convierte en una esperanza para Colombia en el campo de la salud humana y animal, los textiles y otros frentes que apenas se comienzan a explorar y por eso el gobierno del Valle realizará una cumbre sobre el tema.

Les estoy hablando del cannabis medicinal y el cáñamo, elemento que se obtiene a partir del tallo de la planta, habitualmente conocida como marihuana, cuyo uso en el campo de la salud es tan antiguo como la mata misma, cuya estigmatización ha sido cotidiana por aquello del consumo como estupefaciente. Sin duda que la planta de marihuana está «a un cacho» de industrializarse.

Los avances en los frentes mencionados, además de la industrialización, tecnificación y legalización del cultivo, serán dados a conocer en un encuentro especial organizado por el gobierno del Valle y liderado por la gestora social del departamento, Claudia Bibiana Posada Roldán, y la misma gobernadora Clara Luz Roldán.

El encuentro se cumplirá en el Centro de Eventos Valle del Pacífico los días 10 y11 de noviembre e incluirá una muestra empresarial comercial, porque la iniciativa es incursionar en la teoría, el conocimiento y la realidad misma sobre la utilización del cannabis en lo medicinal y en el sector textilero. También se abordará todo lo relacionado con la legislación vigente y la que se abre al horizonte cercano.

“Este encuentro es de suma importancia porque reunirá a todos los sectores de esta industria, desde el cultivador pequeño, mediano y grande hasta el consumidor final. La cumbre nacional de cannabis tiene como objetivo principal aportar a la construcción de la cadena productiva medicinal e industrial de Colombia”, ha manifestado la gestora social del Valle, Claudia Bibiana Posada Roldán.

Se espera amplia participación y el establecimiento de una carta de navegación que le permita a Colombia establecer estrategias y planes de acción encaminados a fortalecer el aprovechamiento de este renglón que en otros países ya conforman ejes centrales en sus economías.

Tiempo de avance

Uno de los objetivos claves de esta cumbre nacional será conocer avances que se vienen alcanzando en la medicina para humanos y en la veterinaria, lo mismo que en lo legislativo y en la industrialización.

Entre los conferencistas, por ejemplo, estarán voceros del Invima, quienes expondrán los procesos que se deben cumplir para obtener los permisos y autorizaciones para la comercialización de productos derivados del cannabis. Los registros Invima son estrictamente necesarios en un proceso de formalización.

Así mismo, se expondrán los caminos a recorrer y procedimientos para alcanzar licencias para incursionar en cultivos lícitos. Se tienen ejemplos concretos en diversos departamentos, entre ellos el Cauca y el propio Valle del Cauca. En este caso los permisos son concedidos por el Ministerio de Agricultura.

Se tienen cultivos legales en el Valle en municipios como Vijes, Ansermanuevo y Argelia. Igualmente los hay en el norte del departamento del Cauca, como Miranda y Corinto, donde ya hay firmas extrajeras incursionando en este campo, entre ellas una canadiense.

La normatividad vigente en Colombia es otro de los temas a abordar en las ponencias que se escucharán, sin olvidar proyectos de ley en debate en el Congreso de la República. Las iniciativas de ley van en dos sentidos: Sobre incentivas la producción industrial en el campo de la salud y usos industriales.

Igualmente, en Colombia también sé propende por legalizar el consumo de entretenimiento para adultos. Este último es uno de los temas mas controvertidos y controversiales, pues se tienen diversas posiciones muy encontradas, la polarización es evidente y contundente. Los proyectos de ley avanzan y todavía tienen mucho camino por recorrer.

La legalización del consumo no será el epicentro de las ponencias en esta oportunidad, dado que los ejes centrales son el aprovechamiento del cannabis en la salud y el cáñamo en la producción textiles y papelera, pues en este sector se vienen alcanzando grandes avances, los mismos que se pondrán a conocimiento de los asistentes.

Se podría afirmar que en Colombia estamos quedados en la formalización e industrialización del cannabis en el clúster de la salud, porque informalmente en las calles y otros sitios es común encontrarse con pomadas, aceites, gotas, jaleas y otros productos que a pasos rápidos se han ido popularizando, la mayoría de ellos sin registro del Invima.

La cumbre nacional en referencia también servirá para impulsar y consolidar emprendimientos y compartir conocimientos para el surgimiento de otros centros de producción y comercialización.

Muestra empresarial

La muestra empresarial en el marco del encuentro sobre el cannabis medicinal viene cargada de gratas sorpresas, lo mismo que en la utilización del cáñamo como materia prima textil y para la producción de papel.

Se tendrán 160 estands por parte de diversas empresas y organizaciones que vienen trabajando sobre el particular, ejemplo de ello es la reconocida diseñadora caleña Samara Wells, quien expondrá algunas de sus prendas elaboradas con cáñamo, entre ellas cautivadores bolsos.

En la muestra empresarial se podrán conocer diversos productos medicinales, tanto para humanos, como de uso veterinario. En perros, por ejemplo, se vienen utilizando gotas recetadas por profesionales con el propósito de tranquilizarlos, como sucede en la temporada de fin de año cuando la quema de pólvora (juegos pirotécnicos) termina asustándolos.

La oportunidad también será aprovechada por centros académicos que vienen adelantando investigaciones y que ofrecen oportunidad de capacitación sobre la utilización de esta planta y sus derivados.